Conéctate con nosotros

Hola, ¿Qué estás buscando?

Sociedad

«Tú mi amigo, yo tu voz»: La odisea del rescate animal

Yazmín recibió un terreno para refugiar animales. Un día encontró todo el piso lleno de cadáveres. —»¿Porqué alcanzó su maldad hasta allá?, era nuestra propiedad, tenía tanto coraje dentro de mí…»

rescate animal Huehuetoca

Veterinaria voluntaria en campaña de esterilización, Marzo 2022. Foto: Abril Lucio Blancas

Los animales de compañía han tomado gran relevancia en la vida de las personas desde hace miles de años. Perros y gatos son parte fundamental de las familias mexicanas siendo compañeros ideales para actividades diarias, desde salir a trabajar hasta relajarte unos minutos viendo el televisor, ellos están con nosotros en todo momento. Sin embargo, en la mayoría de los casos llegan a hogares donde la negligencia e irresponsabilidad los condena a una vida de carencias, abandono y muerte.

México ocupa el tercer lugar a nivel internacional y el primero en América Latina en maltrato animal de acuerdo con el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI). En otras palabras: 70% de las mascotas viven en situación de calle y 6 de cada 10 sufren algún tipo de maltrato. María Eugenia Monroy, 2021

En las últimas décadas se han tomado cartas en el asunto, no solo por parte del gobierno, sino también, en su mayoría, por personas que aman los animales de forma incondicional, y ante el maltrato no pueden evitar alzar la voz para apoyar a los que sufren violencia en la calle y en sus propios hogares. Tal es el caso de Yazmín, fundadora de la asociación “Tú mi amigo, Yo tu voz”, ubicada en el municipio de Huehuetoca, Estado de México.

Yazmín, como muchos rescatistas, tomó conciencia sobre esta problemática desde su infancia, cuando un día mientras descansaba en su hogar su madre corrió a llamarla en busca de auxilio. Un señor de edad adulta iba arrastrando a un perro del cuello con su bicicleta, el animal con heridas graves ya no podía sostenerse.

«Salí corriendo sin pensarlo, sin pensar en la edad que tenía, sin pensar quien era la persona, sin pensar de quien era el perro, no me importo nada, salí corriendo y lo intercepte»Yazmín Fernández

El perro se encontraba moribundo en el piso después de ser arrastrado por varias calles y el sujeto, que manejaba la bicicleta, aún tenía intenciones de seguir arrastrándolo. Con agresividad verbal atacaba a Yazmín, quien tenía la única meta de librar al animal de su agresor. Con sus manos, ya sin fuerza por el impacto emocional, quitó las cuerdas del cuello y abrazó al canino.

“Su motivo fue, por que el perro le ladró cuando iba pasando con su bicicleta…”Yazmín Fernández

Desde entonces ella dedicó su vida a rescatar perros y gatos atropellados, golpeados o quemados. Como podía los llevaba a casa y con sus dinero curaba, esterilizaba, alimentaba y daba en adopción. Poco a poco su hogar comenzó a llenarse de animalitos, al mismo tiempo contagió a más personas con su labor social. Entonces se formó un grupo de voluntarios que apoyaban en rescates y esterilizaciones.

Yazmín Fernández mantiene a los animales más vulnerables en su hogar: mutilados, ciegos, viejos y con heridas graves. Foto: Abril Lucio Blancas

Fundaron la asociación “Tú mi amigo, yo tu voz” el 23 de Octubre de 2018, la cual busca disminuir la población de fauna callejera, atender denuncias ciudadanas y concientizar a través de pláticas, desde nivel preescolar hasta licenciatura, sobre cómo prevenir el maltrato animal y de qué manera aplica la legislación vigente a sancionar este delito.

“Ya no queremos remediar el daño que está, queremos prevenirlo, ¿Y cómo es? Dándoles a conocer que los animales sufren, y que actualmente hay sanciones que ayudan a prevenir ese delito, porque finalmente, es un delito”Yazmín Fernández

Poca empatía: Complica labor de refugios

El camino de los rescatistas no es fácil, no solo se enfrentan a daños emocionales causados por ver el sufrimiento animal día a día, sino también deben soportar agresiones verbales y físicas de personas que no alcanzan a ver el beneficio por el que trabajan. La violencia además sobrepasaba sus bienes materiales y a los animales que resguardaban en su refugio.

Después de mantener a los más vulnerables en su casa, Yazmín recibió el donativo de un terreno para trasladar el refugio a ese lugar y los perritos pudieran vivir con mayores comodidades, al principio parecía ir todo bien, tenían un espacio propio el cual les permitiría albergar más animalitos. Sin embargo, una ocasión cuando llegaron de hacer labores diarias encontraron a varios perros con heridas en su cuerpo, no entendían qué podía ser. Dieron por hecho que se habían peleado entre ellos. Días después unas perritas amanecieron colgadas de la malla que dividía la propiedad, llegaron justo a tiempo para liberarlas. La duda sobre quién había sido les inundaba. Así transcurrió el tiempo hasta que un día llegaron y encontraron todo el piso lleno de cadáveres.

“Porque alcanzó su maldad hasta allá, porqué los lastimaron físicamente, porqué si estaban en nuestra propiedad, si no les pedía nada a nadie, estábamos lejos de la gente… tenía tanto coraje dentro de mí que ya no pude hacer más, eso ha sido lo más fuerte a lo que nos hemos tenido que enfrentar”Yazmín Fernández

La asociación es un refugio a puertas abiertas, pero esto no quiere decir que reciban a todos los animales que la gente desea abandonar, puesto que llega un momento en que el aforo se llena, causando mayores gastos de manutención por lo que con valor deben negarse a aceptar más animales, con la incertidumbre de no saber cuál va a ser el destino del animalito.

Anuncio. Desplácese para seguir leyendo.

“Si tú sobrepasas eso, llegas a caer en maltrato, maltrato por acumulación de animales”Yazmín Fernández

Buscan mayor impacto social

En “Tú mi amigo, Yo tu voz” también aplican del programa «TNR», que consiste en captura de perritos y gatitos de la calle, esterilizarlos, aplicando protocolo de salud completo para luego liberarlos. Con esta iniciativa llevan más de 3 mil 600 cirugías realizadas desde el 2018, y continúan entre cada 15 y 20 días con la captura de más animales, principalmente hembras embarazadas. Igual se atienden machos que padecen cáncer aplicándoles quimioterapias.

“Este programa si bien, no los podemos sacar de la calle, los ayudamos muchísimo. Su salud mejora y la población de animalitos baja hasta un 60%.Yazmín Fernández

Al igual que otros refugios, fundaciones y asociaciones, la falta de recursos es un tema que impide continuar las labores. No es fácil mantener un refugio. Todas las acciones que se realizan se solventan con ingresos propios y donaciones, por lo que es importante la participación de la ciudadanía.

Yazmín invita a la población de Huehuetoca y a todo aquel que desee ser voluntario a acercarse con ella, conocer el trabajo que realizan en la asociación y abrir espacios en sus comunidades para llevar pláticas de concientización.

Para mayor información, voluntariado o donación visita la página de Facebook “Tú mi amigo, yo tu voz”.

Haz clic para comentar

Dejar una réplica

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio
Anuncio

Categorías

También te puede gustar

Cultura

La noche del ocho de junio se grabaron escenas de la película "God is a bullet" en el barrio de Puente Grande, Huehuetoca. La...

Sociedad

Berenice Medrano Rosas, Milton Castañeda Díaz, Alfonso Rodríguez Bautista, Francisco Velázquez Ortega y Edgar Reyes Loz representan a sus partidos y el próximo 6...

Internacional

Las personas que deseen postularse necesitarán un dominio básico del idioma inglés y estudios mínimos de secundaria; no exiten especificaciones de género o rango...

Sociedad

Luego de tres fines de semana de recorridos y presentación de planes de trabajo, los aspirantes a la presidencia municipal de Huehuetoca dieron a...